Publicado el Deja un comentario

Envolver los regalos un arte

Envolver los regalos un arte

Cuando compramos un regalo debemos tener en cuenta si le queremos dar un toque personalizado a la hora de envolverlo o simplemente lo dejamos tal cual.

Si el regalo lo compramos para un niño, siempre es más fácil envolverlo en la misma tienda y dejar que el niño destroce el papel (Es lo que pasa en el 99,99% de los casos) y se centre en lo que hay dentro del envoltorio, el niño suelve tener ilusión por un regalo concreto.

Un regalo bien envuelto es un mensaje para quien lo recibe

Podemos transmitir un mensaje a quien compramos un regalo si lo envolvemos corerctamente. Para nuestra pareja la típica cajita con forma de corazón no vale ya, estamos un poco por encima de eso y podemos encontrar envoltorios para regalo que son un auténtico arte.

Si regalamos una joya a nuestra pareja hay rosas artificiales que son una cajita en el capullo y que siempre triunfan, otra opción es colocarsela a un peluche y regalarle el peluche si es alguien más infantil.(ojo si son pendientes).

Envolver un regalo tambien puede ser divertido

Hay quien envuelve un regalo de manera muy divertida, desde cosas muy pequeñas dentro de decenas de cajas anidadas como muñecas chinas hasta juegos de pistas que pueden acabar con el regalo en el sitio más inverosímil, Cómo dentro de una tarta, (aunque si es un streptease meter a la chica dentro despues de hornear la tarta).

El lazo otra parte del envoltorio del regalo

Si nos preocupamos en envolver el regalo en papel podemos hacer que el envoltorio sea realmente artístico si añadimos un lazo bien original. Podemos hacer desde el típico lazo que curvamos después al pasar el borde de unas tijeras o un chuchillo, hasta una manualidad de papiroflexia como una grulla en papel de colores.Podemos hacer un lazo del regalo con papel impreso de las fotos del agraciado con sus amigos, o de su grupo favorito.

Sea como sea, si nos preocupamos en envolver el regalo de forma original siempre daremos a entender a la persona a la que le regalamos algo que la tenemos en estima